martes, abril 26, 2005

SIR ELLIS, GENERAL CASSADAY Y SOLDADOS DE A PIE

YO SOY LEGIÓN: Reconozco que cualquier esperanza que pudiera tener a la hora de enfrentarme a la lectura de este cómic se desvaneció en cuanto ví que el guionista de West era su autor literario. Por eso mismo me sorprendió que en un principio la acción no pareciera desarrollarse de mala manera. Lamentablemente pronto se hace evidente que Nury emplea el mismo programa informático para escribir ambos tebeos: temática sobrenatural, sacrificios, sociedad semi secreta que investigó en el pasado estos asuntos y que vuelve a reunirse, etc.
Cassaday muy bien, sí. Pero por dos euros más os podéis comprar los primeros doce números de Planetary. Que además tiene un cerebro detrás de la máquina de escribir.

MINISTERIO DEL ESPACIO: El mismo cerebro que aquí brilla por su ausencia. Seré feliz el día que pueda escribir “Warren Ellis”, “serie limitada de tres números” y “ buen tebeo” juntos. De las tres miniseries del inglés hasta hora publicadas en nuestro país (Tokyo Storm Warnig, MEK) ésta es la que cuenta con el mejor dibujo y el peor guión. Lo que, teniendo en cuenta la calidad de las anteriores, no dice mucho a favor de este chiste sin gracia alargado hasta alcanzar las 70 páginas.

ALEISTER ARCANE: Más sorprendente es esta otra serie de tres números que tiene como guionista a Steve Niles. O por lo menos lo es durante el primer capítulo con una historia que es un sentido homenaje al género de terror, una crítica a la puritana sociedad estadounidense y una historia, por que no decirlo, incluso tierna y con un protagonista original.
A partir del segundo número Niles reacciona, recordando que es el autor de bodrios como 30 Días de Noche, su continuación Días Oscuros y Criminal Macabre, y arroja por la borda todo lo conseguido hasta entonces, colocándonos la consabida persecución de los protagonistas por parte de los monstruos de turno y regalándonos (es un decir) con 60 páginas obviables.
El dibujante Breehn Burns: alguien a seguir en el futuro.

EL MUNDO DE JANE: No voy a poner mal un cómic cuya lectura abandoné a medio camino. Sólo un aviso: es humorístico. Así que reiros. Le haréis el trabajo y un favor a su autora.

WHITEOUT: Sí, los malos son los que aparecen como malos de forma harto evidente en el primer capítulo. Este cómic hará poco por la reconciliación de Rucka con la gente que le acusa de sacarse las cosas de la manga en sus Gotham Central y otros cómics de intriga. No es una mala lectura, pero no es mucho mejor que cualquier episodio de una serie de televisión de misterio.